2.0. La revolución de las competencias profesionales

Compartir en
Me parece ya indudable que el mundo 2.0. ha generado nuevos perfiles profesionales y ha revolucionado muchos otros. Entrar en la polémica de si esos nuevos perfiles son realmente nuevos o ya existían antes de esta inmersión global en el universo 2.0. no me resulta demasiado atractivo, la realidad es que esos perfiles existen a día de hoy y son necesarios para seguir evolucionando en un contexto que sí es nuevo.
Creo que el cambio es mucho más profundo y llega a afectar a las competencias transversales. La última revolución competencial fue la de la incorporación de la ofimática a nuestras vidas, hasta el punto que se hablaba de alfabetización digital (aún hoy se habla), hoy en día es casi impensable  que alguien preparado para incorporarse al mercado laboral no tenga alguna noción de ofimática o no haya tocado un ordenador en su vida. Esta revolución implicaba la adquisición de competencias instrumentales: aprender a manejar una herramienta, pero también fue más allá, básicamente cambió nuestra manera de aprender y empezaron a evidenciarse conceptos como “autoaprendizaje”, aprendizaje informal y aprendizaje funcional (solo aprendo aquello que me sirve de una aplicación, osea, un 25% de su potencial).hands-woman-laptop-working-medium
 
A lo que vamos: el 2.0. La revolución va más allá, porque ataca competencias transversales, comunes a todos los puestos de trabajo:

Comunicación

  • Ha cambiado el contexto comunicativo, los canales y la audiencia potencial. Cuando incorporamos el correo electrónico a nuestra vida laboral no se le dio excesiva importancia al cambio en la comunicación por esta vía. Ahora, con la incorporación de otras herramientas, se adquiere mayor relevancia: todo lo que escribimos es más susceptible de ser escuchado, respondido y discutido. La apertura de la voz individual a un mundo abierto, a lo social, hace que debamos aprender a comunicarnos de otra manera. Hay quien dice, como con la ofimática, que eso se aprende con la práctica, que aprendemos en las redes sociales…no, hay que adaptar la manera de comunicar al contexto profesional. 
  • Con lo que nos ha costado ser asertivos en lo presencial: cómo lo trasladamos a los otros medios de comunicación? y a las redes sociales profesionales?

Trabajo en equipo

  • Sin llegar a hablar de equipos virtuales puros, las habilidades y comportamientos que se atribuyen a esta competencia están cambiando porque el contexto de ese trabajo en equipo ha cambiado también.

Colaboración

  • Este concepto está cambiando radicalmente (afortunadamente para bien!): ha pasado de ser un simple ornamento del trabajo en equipo, un sentimiento de pertenencia, a ser el corazón de las competencias profesionales. La colaboración implica exponer el conocimiento y el desconocimiento que uno tiene, poner a disposición de los demás lo que se conoce. Está en la base de la gestión del conocimiento, de la innovación y la mejora continua. Sin esta competencia difícilmente se podrá sobrevivir o avanzar profesionalmente.

Gestión del conocimiento

  • Más allá de compartir documentos, la creación de conocimiento a partir del trabajo diario y de la multitud de experiencias vitales y la puesta a disposición del mismo como contribución al conocimiento global de una compañía y su transmisión utilizando los canales adecuados. Lo que antes llamábamos “capacidad de aprender”, bueno, ahora es también “capacidad de enseñar”!

Trabajo por objetivos

  • Ahora los objetivos incluyen el valor añadido: la aportación de ideas, de mejoras, de conocimiento. Tenemos que incorporarlos en nuestro día a día si queremos avanzar.
Estas son las competencias que más se ven marcadas por estos cambios. El reto es importante, las empresas llevan la batuta en la adaptación a esta nueva realidad, me pregunto cómo lo están trabajando las universidades!

Compartir en
Sobre la autora

Mertxe Gordillo

Soy una constante "aprendiza de la vida" y una apasionada del aprendizaje, de la pedagogía y de la tecnología, con las que llevo conviviendo prácticamente toda mi vida profesional. Por eso, tecnología con corazón. Conoce lo que me mueve, mis inquietudes y los eventos en los que participo en el apartado Sobre mi.

Dejar un comentario